New York: 3 cosas que no te han dicho y debes saber

new york

Estás 3 cosas no te las han dicho NUNCA sobre New York

Organizar la maleta, comprar tiquetes, pedir vacaciones es como se inicia un viaje a New York o cualquier parte del mundo. Siempre se piensa en qué conocer, dónde alojarse, entre otras cosas, pero algunas situaciones cotidianas entran en la maleta.

¿Dónde ir al baño en New York?

¡Aunque la respuesta parezca obvia, créanme que no!

Tener ganas de ir al baño y no encontrarlo fácilmente se puede convertir en toda una odisea. La opción latina de orinar en la calle no es una solución.

A diferencia de países latinos donde las reglas parecen no importar en New York si que las hacen cumplir.

¿Y entonces dónde puedo conseguir un baño?

No es tan sencillo, seguro en lo primero que piensas es restaurantes de comida rápida, sin embargo casi el 90% no tiene baños o no los prestan, a no ser que consumas dentro del establecimiento.

Hay letreros que advierten en sus puertas de entrada que no se presta el baño o que no tienen así seas cliente. 

¡McDonald’s es la solución! Si eres de los que sufre de incontinencia identifique el más cercano en Google Maps antes de salir de su hotel e inclúyalo dentro de su itinerario para que no esté corriendo a última hora.

Eso sí, no espere encontrase con un baño impecable, recuerde que está en New York, donde llega gente de todo el mundo.   

New York, ratas y basura.

Más allá del Empire State, el Puente de Brooklyn, la Estatua de la Libertad y todos sus icónicos lugares, New York tiene un latente problema de basuras y de ratas.

Es algo que a simple vista no se puede ocultar, los andenes se vuelven angostos por la cantidad de bolsas negras y con malos olores.

Las ratas gigantes son los huéspedes del mítico subway de New York y ni qué decir del inesperado vapor saliendo por las alcantarillas, tipo película.

Así que prepárese para encontrarse con un New York no tan soñado y acostúmbrese a vivir la realidad que no le contaron. 

Movilidad, caos y multitud inclúyalos en su agenda

Es cierto que todas las principales ciudades del mundo tienen problemas de movilidad, pero uno ingenuamente uno espera que un país del primer mundo como lo es Estados Unidos, tenga este tipo de cosas solucionadas.

La realidad es muy distinta a la foto perfecta que vemos en redes sociales, sin embargo cuenta con un amplio servicio de metro que mitiga un poco el caos.

La movilidad, la contaminación visual y auditiva a un nivel jamás imaginado es algo del día a día, pero la cosa se pone peor en épocas vacacionales y peor aún en navidad.

Así que si usted es de los que sueña vivir un fin de año en New York prepárese para las transitadas calles donde uno no camina sino que levita.

Las filas interminables de las principales atracciones siempre estarán llenas y seguramente sus entradas serán a precios elevados.

Si visita New York en invierto prepárese para toda la ropa que debe llevar puesta, incluyendo una especie de pijama por debajo de la ropa. 

No cometa el error de tomar un taxi o rentar un vehículo, recuerde que los parqueadero pueden superar los $30 dólares la hora. 

Compartir es bueno
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest

Publicaciones relacionadas